h1

La frontera de la lealtad. Avigdor Lieberman.

agosto 20, 2006

Traducido de Yedioth Aharonoth. Blog Herut

No estoy sorprendido por el rechazo de los miembros árabes del Knesset a firmar una carta de la portavoz Dalia Itzik invitando a los parlamentarios a hacer un llamamiento por todo el mundo para hacer todo lo posible por obtener una señal de vida de los soldados del Tzahal secuestrados.


Esto es un síntoma de la impotencia mostrada por el Estado de Israel, su sistema legal, e incluso su asamblea legislativa ante un esfuerzo por socavar la fundación del Estado Judío democrático, emprendido por la utilización de nuestra democracia liberal y nuestra cultura política.El Estado Israel es la patria de un considerable sector demográfico cuya identidad es el resultado de una aspiración de causar la destrucción del Estado de Israel.

Este grupo ha tenido éxito en dar la vuelta a los valores de la democracia contra sí misma, como una especie de mecanismo de autodestrucción. Los miembros de este grupo aceptan la ciudadanía israelí, pero su lealtad está con otro pueblo.

Ellos apoyan a Hezbollah y a Hamas, pero están dispuestos a recibir tratamiento médico y pagos de la seguridad del Estado cuando son heridos en los ataques de estos grupos terroristas. Ellos participan en las elecciones, pero envían a miembros a la Knesset, cuyo trabajo es destruirlo.

Los elegidos de la comunidad árabe no son el origen del problema, más bien su escaparate. El origen del problema es que el mismo padre cuyos dos hijos fueron asesinados por un misil Katyusha en Nazareth, culpaba al Gobierno de Israel y definía a Nasrallah como “un gran líder” y “un hermano querido”, justo antes de dirigirse al Instituto Nacional de Seguros para recibir la compensación concedida a las víctimas de actos hostiles.

El país tiene el derecho de defenderse a sí mismo y a su carácter Judío democrático. Un proyecto de ley que sometí al Knesset inmediatamente después de las elecciones requiere que cada ciudadano, en el momento de recibir su carnet de identidad israelí, prometa su lealtad al país como un Estado Judío y democrático, al himno nacional, y a las leyes trazadas en la carta de independencia. También, cada israelí tiene la obligación de realizar el servicio militar obligatorio o una alternativa civil.

Alguien que rechaza firmar tal declaración puede quedarse como residente permanente con plenos derechos, a excepción del derecho a elegir y ser elegido.

En cuanto a esos miembros del Knesset, existe una doble laguna, ambas en cuanto a la legislación y al cumplimiento de las leyes actuales. Según la Ley Básica: Knesset, un candidato del Knesset cuyos objetivos o actos incluyen: A)Rechazo de la existencia del Estado de Israel como un Estado Judío y democrático, B)Racismo, y C)Ayudar en su lucha armada a un estado enemigo o a una organización terrorista contra el Estado de Israel, será excluido de concurrir al Knesset.

A pesar de repetidas tentativas, el Comité Central Electoral nunca descalificó a un candidato sobre la base de las cláusulas A o C. Lo que es peor, nuestras leyes no incluyen una cláusula que prohíba tal actividad por parte de un miembro activo del Knesset.

El segundo proyecto de ley sometida por Israel Beitenu en la última sesión del Knesset se supone que proporciona una respuesta a este problema, con un parlamentario que viola esas cláusulas que hacen de inmediato, su mandato acabado.

El paso de este proyecto de ley en la próxima sesión nos permitiría, por ejemplo, expulsar del Knesset al parlamentario Wasil Taha, quien en un chat Islámico después del secuestro del soldado del Tzahal Gilad Shalit en Kerem Shalom, recomendó escoger la opción de secuestros sobre el asesinato de civiles, porque “esta opción es más eficaz”.

La relación entre el Estado Israel y sus minorías está actualmente en una encrucijada. La comunidad árabe debe decidir donde está su lealtad. A aquellos que están dispuestos a vivir en un Estado Judío como una minoría leal con plenos derechos y obligaciones yo les digo “Bienvenidos”. A aquellos que unieron su destino al del pueblo palestino yo les digo que este país quizás sea demasiado pequeño para nosotros dos.

*Avigdor Lieberman es presidente de Israel Beitenu.

Anuncios

6 comentarios

  1. Pero bueno!! Es que en Israel se creen que los árabes les seran leales?
    Igual que en occidente, aprovechan todo lo que pueden vuestros adelantos, pero su idea es que algun se quedaran con todo.


  2. son muy idealistas en Israel


  3. Llega “Adolph” Lieberman

    El 8 de marzo del 2002, el periódico israelí Yediot Ahronot citó sus comentarios durante una reunión del gabinete:

    “A las 8 bombardeamos todos los centros comerciales, a las 12 bombardeamos todas las estaciones de servicio y a las 2 de la tarde bombardeamos todos los bancos y mantenemos las fronteras abiertas.”
    Lieberman habló de retirar el derecho de voto a los no judíos, de expulsar a los palestinos de Galilea y de limpiar étnicamente de palestinos Cisjordania y Gaza por medio de la expansión de los asentamientos judíos y confinando a los palestinos en bantustantes y municipios como los del apartheid de Sudáfrica.

    Como puede ser que un pueblo que ha sido víctima del peor racismo nazi haya aceptado a la viva imagen del fascismo…


  4. jaja me enseñas el artículo de Yediot Ahronot donde dice eso?

    Más que nada por que si tus fuentes sn una página anti judia “anti judia porque no hay ningún artículo positivo sobre los judios, todo lo hacen mal” que a su vez cita una islamico-palestina… que a su vez es un articulo de opinion de un loco islamista…. apaga y vamonos

    Desde luego, si tus fuentes de información son estas y de ellas sacas la conclusión de que Lieberman es un fascista deberias hacertelo mirar. O también significa que la propaganda islamica funciona.


  5. Los arabes son arabes no se le puede pedir lealtad, aunque destaco un poco al pueblo druso.


  6. Lieberman no es tonto, sabe perfectamente que los arabes no van a jurarles lealtad, pero oye, el les da la opcion dice… Quereis estar en israel? todos nuestros ciudadanos estan a favor de la existencia de israel, de un estado judio, pero vosotros, arabes-israelies como se que no os tramais algo? como se que no nos clavareis un cuchillo por la espalda ayudando a los terroristas islamicos? como se que no nos traicionareis? Pues nada, solo teneis que jurar lealtad al estado judio y si no (que es lo mas probable) no pintais nada aqui en Israel,os colais en nuestro pais recibis derechos y encima apoyais al enemigo? Venga yaaaa!

    Elcomandante, respecto a los drusos ellos odian a los arabes, son muy leales a Israel y hacen el servicio militar. Al principio dije… joe que raro, hablan arabe como ellos… escriben como ellos… parecen iguales en cuanto a sus rasgos faciales pero mira por donde ellos estan de parte de Israel. que cosas no?

    Por ultimo,quiero añadir ¿la gente no comprende que los israelies tienen que ser fuertes para dar a entender a los terroristas arabes que no se van a doblegar ante amenazas? Los israelies aunque tengan miedo no pueden mostrarlo su pais esta en juego! Un judio no tiene a donde ir, no hay mas estados judios… paises cristianos hay muchos, musulmanes hay muchos pero… judios que? O Israel o nada…

    p.d: Lucas, a mi tambien me gustaria ver ese articulo de Yedihot Aharonot o tal como dice Yande va a ser que has leido lo que has dicho en alguna pagina pro-palestina ¬¬ humm… va a ser eso



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: